Migración y Género

La OIM se adhiere al principio de la no discriminación y proclama que todas las personas nacen libres e iguales en dignidad y derechos sin distinción alguna.

Ahora se entiende que el sexo, identidad de género y orientación sexual forman todas las etapas de la experiencia migratoria de una persona. El género afecta razones de migración, quienes migran, las redes sociales migrantes utilizan para viajar, experiencias de integración y las oportunidades laborales en el destino y las relaciones con el país de origen. Las expectativas, relaciones y dinámicas de poder asociados con ser hombre, mujer, niño o niña, y si se identifica como lesbiana, gay, bisexual, transgénero y / o intersexuales (LGBTI) pueden afectar significativamente todos los aspectos de este proceso. Las personas LGBTI de cualquier género también experimentan la migración de manera diferente, con su propio conjunto único de ventajas y desventajas.

Proactivamente, se incluye la igualdad de género en todo el trabajo de la OIM, lo que significa defender la igualdad de derechos ante la ley en el empleo y la movilidad; combatir prácticas discriminatorias; comprender que el género influye en todos los aspectos y tipos de migración, así como en el acceso a los servicios sociales, el crecimiento económico, las capacidades, riesgos y vulnerabilidades. Tomar esto en cuenta es fundamental para el mandato de la OIM e intrínseco a la migración segura, humana y ordenada para todas y todos.

Apoyamos en instaurar lineamientos regionales que aumenten las capacidades de respuesta, amparo y tutela de los Estados hacia niñas, adolescentes y mujeres migrantes, a través del programa de Fortalecimiento de las Políticas Públicas para proteger y empoderar a las mujeres migrantes en Mesoamérica. De igual manera, hemos contribuido al descenso y prevención de la violencia basada en género e impulsado el autoempleo femenino con la finalidad de apuntalar su autonomía mediante el desarrollo del proyecto Prevención de Violencia contra las Mujeres y de programas de mejora de competencias a instituciones gubernamentales y no gubernamentales. Estos proyectos abarcan Belice, Canadá, Costa Rica, El Salvador, Estados Unidos, Guatemala, Honduras, México, Nicaragua, Panamá y República Dominicana.

Con el Programa Mesoamérica, brindamos talleres con la modalidad formador de formadores sobre Migración y Población LGBTI. Con el programa Fortalecimiento de las Políticas Públicas para proteger y empoderar a las mujeres migrantes en Mesoamérica, desarrollamos un diagnóstico regional a fin de identificar avances y recomendaciones para el fortalecimiento de las políticas públicas existentes relacionados al empoderamiento femenino.

En todo el mundo, más personas están en movimiento que nunca. Muchas de ellas están buscando nuevas oportunidades y una vida mejor para ellas y sus familias. Otras personas se ven obligadas a desplazarse debido al desastre o el conflicto. El género es fundamental para cualquier debate sobre las causas y consecuencias de la migración regular e irregular, y el desplazamiento forzado.

Para conocer más, haga click aquí.